Iveco expuso en Bruselas sus estrategias para reducir emisiones

La marca de vehículos comerciales participó en uno de los eventos industriales más importantes en la Unión Europea. Allí debatió sobre los sistemas de propulsión alternativos.

iveco

Iveco tuvo una participación fundamental en el evento industrial sobre la reducción conjunta de dióxido de carbono en transportes de carretera organizado por la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (ACEA), que se realizó recientemente en Bruselas, capital de la Unión Europea.

Como fabricante mundial de vehículos comerciales y miembro de ACEA, Iveco se comprometió a trabajar conjuntamente con todas las partes interesadas para abordar asuntos relacionados con el medioambiente. En este contexto, su presidente, Pierre Lahutte, asistió en representación de la compañía y participó en un panel de debate que tuvo como fin apoyar la reducción de las emisiones de dióxido de carbono en los transportes por carretera.

En su discurso, Lahutte hizo referencia al enfoque de la compañía para reducir las emisiones en el segmento de los vehículos comerciales y resaltó los beneficios del gas natural, los híbridos y la tecnología recargable para lograr dicho objetivo. “Es fundamental que haya un enfoque amplio e integrado para abordar la reducción de los niveles de dióxido de carbono y que se realice de manera rentable. Los sistemas de propulsión alternativos deben verse en un contexto más amplio”.

Por medio de sus marcas Iveco, Iveco Bus y Heuliez Bus, CNH Industrial es referente en el mercado europeo de vehículos de gas natural. Esto se debe a la tecnología de los sistemas de propulsión alternativos desarrollada por su marca FPT Industrial, especialista en motores industriales.

Estos debates son de gran ayuda al medioambiente, ya que los fabricantes de camiones han registrado una reducción del 60% en el consumo de combustible desde 1965. Los vehículos para trabajos pesados representan hoy un 5% de las emisiones de gases de efecto invernadero, y se estima que la reducción potencial de dióxido de carbono en estos productos será aproximadamente de un 20% para 2020, lo que representa una caída de 3,5% anual, a partir de los niveles de emisiones registrados en 2014.

Dejá un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados con *